En un proceso paulatino de reintroducción, diez aves se suman a la fauna de Corrientes (Argentina).

Diez aves muitúes provenientes de Brasil ingresaron al país el pasado 10 de septiembre para ser reintroducidas en el Parque Nacional Iberá.

La reincorporación de esta especie, declarada en peligro de extinción en Argentina, contribuirá a la recuperación de la diversidad de la fauna.

TE PUEDE INTERESAR: Suman ejemplares de guacamayo rojo al Parque Nacional Iberá

Es así que, se trata de 4 muitúes machos y 6 hembras que fueron criados en el Refugio Biológico Bela Vista.

Este refugio pertenece a la empresa Itaipú Binacional (Foz de Iguazú) y fueron donados a la fundación The Conservation Land Trust Argentina (CLT).

CLT es la encargada de llevar adelante el programa de reintroducción de especies en peligro de extinción en conjunto con el Gobierno de Corrientes.

En Foz do Iguazú, personal del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) controló la documentación de los ejemplares e inspeccionó su estado.

Además, supervisaron las condiciones sanitarias del transporte y otorgó un permiso de tránsito para el traslado de las aves hasta el predio de Loro Park.

PROYECTO DE REINTRODUCCIÓN EN EL IBERÁ

El muitú se encuentra categorizado como “Vulnerable” a nivel global y como especie de «alta prioridad de conservación».

En Argentina, la especie se encuentra categorizada “En Peligro”, debido al nivel de reducción de sus poblaciones y de las áreas de ocupación.

Asimismo, se suma la continuidad de las amenazas a la especie como la caza furtiva y la degradación.

También influye la pérdida de hábitat por tala selectiva o alteraciones en los cursos de agua.

Por ejemplo, se estima que el número de individuos no superaría los 2.500, y las poblaciones más viables se encuentran al este de Formosa.

También, hay poblaciones de manera aislada y escasa en el extremo noreste de Chaco, en la región del Chaco Húmedo.

Tanto por su estado de conservación como por su rol en los ecosistemas en los que habita, CLT se plantea el inicio de la reintroducción.

TE PUEDE INTERESAR: Después de 50 años, dos nutrias gigantes regresan al Iberá

Es por eso que, la recuperación de esta ave no sólo permitiría aumentar el número poblacional de una especie que se ha perdido en gran parte de su distribución original, sino que permitiría recuperar su rol como regenerador de bosques mediante la dispersión y control de semillas de gran porte.

Sumado al efecto ecológico de restaurar el muitú en el ecosistema, la reintroducción representaría otro recurso importante para la producción de naturaleza de la región.

El primer sitio de liberación elegido es la reserva privada de CLT Rincón del Socorro.

Los sectores boscosos de la misma han comenzado un notable proceso de recuperación gracias a la exclusión ganadera y a la supresión de fuegos frecuentes.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE EL MUITÚ

El Muitú (Crax fasciolata) pertenece a la familia Cracidae, que incluye a las pavas de monte y las charatas.

Esta familia es considerada una de las familias más amenazadas de la región, teniendo casi la mitad de sus especies con algún grado de amenaza debido su susceptibilidad a la pérdida de hábitat y a la cacería.

Los últimos registros de la especie en Corrientes se remontan a 30 o 40 años atrás, en la zona norte, cerca de la localidad de Ituzaingó.